Día: 6 Octubre, 2017

El transporte y la logística: principales rubros de la economía panameña

Actualmente, Panamá es considerado un Hub logístico gracias a la infraestructura portuaria y aeroportuaria con la que cuenta, a la ampliación del Canal y a la expansión del aeropuerto de Tocumen, lo que a su vez le ha permitido ubicarse entre los 10 países del mundo con las mejores estructuras para el movimiento de productos.

Es por esto que el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) resaltó que durante el 2016, el sector de transporte y logística fue el principal rubro de la economía panameña representando el 18% del PIB del país, mientras que en los últimos cinco años, creció aproximadamente un 8,9% anual, por lo que estima que este continuará siendo uno de los principales motores de desarrollo de Panamá.

Ante estas perspectivas logísticas, el ministro de Comercio e Industrias, Augusto Arosemena, manifestó que Panamá continuará siendo una de las economías más sólidas de Latinoamérica, gracias a la seguridad jurídica que ofrece el país y a las leyes que impulsan la transparencia, así como las ventajas competitivas como regímenes especiales que ofrecen incentivos fiscales, laborales, aduaneros y las zonas especiales como la Zona Libre de Colón, Zonas Francas y Panamá Pacífico.

De acuerdo al Índice de Desempeño Logístico (LPI, por sus siglas en inglés) elaborado cada dos años por el Banco Mundial, el país pasó del puesto 45 en el 2014 al 40 en el 2016, lo que lo ubicó como el primero en Latinoamérica, por delante de Chile, México y Brasil.

Así mismo, Panamá cuenta con una buena calidad de infraestructura portuaria, la cual permitió una reducción en los costos de envío, liderando el ranking de los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) y la movilización de 77,7 millones de toneladas, entre enero y diciembre del 2016, un 12,8% menos a los 89,1 millones transportados en el mismo periodo del 2015. El transporte de carga estuvo compuesto en un 53% por la carga contenedorizada; un 46%, a granel y el 1% restante, a carga general, según datos de la Autoridad Marítima de Panamá (AMP).

El 95% del movimiento portuario estuvo dirigido al comercio exterior, es decir, 73,7 millones de toneladas y el 5% restante correspondió a cabotaje, con 4 millones de toneladas. Los puertos públicos o estatales manejaron el 0,19% del cabotaje, con 149.904 toneladas, mientras que los privados concentraron el 99,81% de este tráfico, equivalente a 77,6 millones de toneladas.

A pesar del descenso del transporte marítimo a nivel mundial, Jorge L. Quinano, administrador del Canal de Panamá, señaló que el año pasado se registraron una de las mayores cifras anuales de tonelaje desde la apertura del Canal, ya que se movilizaron aproximadamente 330,7 millones de toneladas de mercancías, motivada en su mayor parte por el tráfico de contenedores y los segmentos recién introducidos.

Cabe resaltar que desde su ampliación, el Canal de Panamá ha superado al Canal de Suez como ruta de transporte marítimo, debido a que las líneas navieras orientan el tránsito de los buques por esta vía navegable para aprovechar el considerable ahorro de tiempo, principalmente en las rutas entre la costa este de EE UU y Asia.

En cuanto a las operaciones comerciales, ProColombia resaltó que el país cuenta con la Zona Libre de Colón ubicada en el litoral Atlántico en la entrada del Canal de Panamá, con un área de 400 hectáreas y un centro financiero internacional, lo que la posiciona como la segunda zona franca comercial del mundo.

No obstante, para el 2017 se esperan nuevas obras de infraestructura como las ampliaciones de la carretera Panamericana de Santiago a David, la cual minimizará los costos del transporte terrestre de mercancías y el turismo interno; así como el aumento de la capacidad de servicios del metro de Panamá con 70 nuevos vagones, las cuales ayudarán a Panamá a continuar en la senda del desarrollo y posicionarse con el Hub logístico de la región.

Continue Reading

Amazon amplía su red logística en España con un nuevo centro en Getafe

El gigante del comercio electrónico tendrá 10 instalaciones de reparto en España a finales del año que viene

Amazon abrirá este otoño un nuevo centro logístico en la localidad de Getafe, el cuarto en la comunidad de Madrid y el décimo en España, entre los que están en funcionamiento y en proyecto. Dará trabajo a 500 personas en los próximos tres años, según estima la empresa, y dará servicio a las pymes españolas que venden sus productos a través del gigante del comercio electrónico. La empresa estadounidense ha elegido un edificio de más de 55.000 metros cuadrados en la localidad para su cuarta instalación en la provincia de Madrid (aparte de las oficinas centrales), que se suma a las otras cuatro que tiene o proyecta en Barcelona. Además, recientemente ha puesto en marcha una estación logística en Paterna (Valencia) y ha anunciado su intención de abrir su mayor centro logístico en Illescas (Toledo).

Según ha informado el Ayuntamiento, el centro de Getafe, una gran nave cerca de la autovía de circunvalación M-50 y la Autovía de Andalucía A4, estará ubicada en el polígono de Los Gavilanes y contará con una superficie de 58.042 metros cuadrados. Los 500 empleos con los que contará una vez que funcione a pleno rendimiento serán seleccionados por la Agencia Local de Empleo getafense. Amazon cuenta en esta localidad madrileña desde el pasado mes de julio con una estación logística (más pequeñas que los centros) que da empleo a 80 personas.

En un comunicado en la web municipal, la alcaldesa de Getafe, Sara Hernández (PSOE) ha destacado el “compromiso” de Amazon con la ciudad y su convencimiento de que ese compromiso atraerá a “otras empresas relacionadas con su actividad y que podrán instalarse también en los polígonos industriales de la ciudad”. Tanto la alcaldesa como la empresa han destacado el trabajo de los técnicos municipales.

Red en España

Con la nueva apertura, la empresa que dirige Jeff Bezos amplía su red logística en España, compuesta por centros y estaciones logísticas. En este momento, en Madrid cuenta con su gran almacén en San Fernando de Henares, el primero que abrió en España, con más de 75.000 metros cuadrados tras ser ampliado, y un centro urbano para hacer frente a las entregas exprés del servicio Prime. A ellos se suman los dos establecimientos en Getafe. En la capital están también las oficinas centrales y un centro tecnológico, el Tech Hub, donde los ingenieros dan soporte informático y trabajan en innovaciones.

En Barcelona, Amazon tiene actualmente un centro logístico en Castellbisbal, de 28.000 metros cuadrados, con el que atiende los pedidos de productos de gran consumo, y con un almacén urbano en la ciudad para las entregas rápidas. Está previsto que este otoño abra junto al aeropuerto de El Prat otro gran centro logístico, una nave de 60.000 metros cuadrados. A ella se unirá, también este año, otro centro logístico en Martorelles, de 30.000 metros. Recientemente, además, ha adquirido un edificio en la capital catalana para instalar un centro de apoyo a las pymes del sur de Europa que venden sus productos en su web, al que denomina Seller Support Hub.

Finalmente, está ya operativa una estación logística en Paterna y para 2018 abrirá en Illescas (Toledo) el que será su mayor centro logístico en España, que dará trabajo a 900 personas en sus más de 100.000 metros cuadrados. Según los planes de la empresa, con las nuevas aperturas sumará 1.600 empleados a final de año, 600 más que a día de hoy. Según cálculos de este periódico a partir de las sucesivas informaciones de Amazon, sumando todos los centros y oficinas y suponiendo que alcancen la capacidad operativa prevista, en 2020 la empresa sumaría más de 5.500 empleados en España.

Continue Reading